------

-----
Quiero rescatar los poemas de amor de nuestros autores.
Poemas que nos han hecho soñar, en los que hemos visto reflejados nuestros deseos.
Poemas en los que nos refugiamos cuando nuestro corazón esta triste.
Donde poder encontar las palabras que nos faltan al pensar en la persona amada.
Donde poder recuperar el aliento que nos ha quitado el amor.







martes, 15 de marzo de 2011

Gloria Fuertes


Hacía tiempo que no los leía, pero que recuerdos mas agradables
cuando los leo.
Esas tarde de lluvia sentada junto a mis hijos leyendo a Gloria fuertes.




Hemos de procurar no mentir mucho.
Sé que a veces mentimos para no hacer un muerto,
para no hacer un hijo o evitar una guerra.

De pequeña mentía con mentiras de azúcar,
decía a las amigas: "Tengo cuarto de baño"
—mi casa era pobre con el retrete fuera—.
"Mi padre es ingeniero" y era sólo fumista,
¡pero yo le veía ingeniero ingenioso!

Me costó la costumbre de arrancar la mentira,
me tejí un vestido de verdad que me cubre,
a veces voy desnuda.

Desde entonces me quedo sin hablar muchos días.

martes, 22 de febrero de 2011

José Hierro

Hoy os dejo este hermoso poema
y un enlace para poder oírlo con la voz del propio
José Hierro


Junto al mar




Si muero, que me pongan desnudo,
desnudo junto al mar.
Serán las aguas grises mi escudo
y no habrá que luchar.

Si muero que me dejen a solas.
El mar es mi jardín.
No puede, quien amaba las olas,
desear otro fin.

Oiré la melodía del viento,
la misteriosa voz.
Será por fin vencido el momento
que siega como hoz.

Que siega pesadumbres. Y cuando
la noche empiece a arder,
Soñando, sollozando, cantando,
yo volveré a nacer.


miércoles, 9 de febrero de 2011

Miguel Hernández



En estos tiempos, donde oriente medio esta despertando
pidiendo sus derechos y libertad, a venido a mi memoria
este poema de Miguel Hernández
¿ quien no lo ha recitado en alguna ocasión?

Un poema para la Libertad.
Se que hay muchos mas, pero este especialmente
me hace estremecer




ACEITUNEROS

Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
decidme en el alma: ¿quién,
quién levantó los olivos?

No los levantó la nada,
ni el dinero, ni el señor,
sino la tierra callada,
el trabajo y el sudor.

Unidos al agua pura
y a los planetas unidos,
los tres dieron la hermosura
de los troncos retorcidos.

Levántate, olivo cano,
dijeron al pie del viento.
Y el olivo alzó una mano
poderosa de cimiento.

Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
decidme en el alma: ¿quién
amamantó los olivos?

Vuestra sangre, vuestra vida,
no la del explotador
que se enriqueció en la herida
generosa del sudor.

No la del terrateniente
que os sepultó en la pobreza,
que os pisoteó la frente,
que os redujo la cabeza.

Árboles que vuestro afán
consagró al centro del día
eran principio de un pan
que sólo el otro comía.

¡Cuántos siglos de aceituna,
los pies y las manos presos,
sol a sol y luna a luna,
pesan sobre vuestros huesos!

Andaluces de Jaén,
aceituneros altivos,
pregunta mi alma: ¿de quién,
de quién son estos olivos?

Jaén, levántate brava
sobre tus piedras lunares,
no vayas a ser esclava
con todos tus olivares.

Dentro de la claridad
del aceite y sus aromas,
indican tu libertad
la libertad de tus lomas.

viernes, 28 de enero de 2011

Félix María de Samaniego



Hoy traigo un cuento que todos conocemos.
Pero seguro que es un buen momento para recordarnos
que no es aconsejable ser demasiado ambicioso en la vida,
que todo se puede ir al traste en un segundo.
Un buen momento para reflexionar
sobre lo que esta pasando en el mundo


"No anheles impaciente el bien futuro; Mira que ni el presente está seguro"






El cuento de la lechera


Llevaba en la cabeza
una lechera el cántaro al mercado
con aquella presteza,
aquel aire sencillo, aquel agrado,
que va diciendo a todo el que lo advierte
"¡Yo sí que estoy contenta con mi suerte!"

Porque no apetecía
más compañía que su pensamiento,
que alegre le ofrecía
inocentes ideas de contento,
marchaba sola la feliz lechera,
diciéndose entre sí de esta manera:

"Esta leche vendida,
en limpio me dará tanto dinero,
y con esta partida
un canasto de huevos comprar quiero,
para sacar cien pollos, que al estío
me rodearán cantando el pío, pío.

Del importe logrado
de tanto pollo mercaré un cochino;
con bellota, salvado,
berza, castaña engordará sin tino,
tanto, que puede ser que yo consiga
ver cómo se le arrastra la barriga.

Llevarélo al mercado,
sacaré de él sin duda buen dinero;
compraré de contado
una robusta vaca y un ternero,
que corra y salte toda la campaña,
desde el monte cercano a la cabaña."

Con este pensamiento
enajenada, brinca de manera
que a su salto violento
el cántaro cayó. ¡Pobre lechera!
Adiós leche, adiós huevos,
adiós dinero, adiós lechón,
adiós vaca y ternero.

¡Oh loca fantasía!
¡Qué palacios fabricas en el viento!
Modera tu alegría,
no sea que saltando de contento,
al contemplar dichosa tu mudanza,
quiebre su cantarillo la esperanza.

No seas ambiciosa
de mejor o más próspera fortuna,
que vivirás ansiosa
sin que pueda saciarte cosa alguna.
No anheles impaciente el bien futuro;
mira que ni el presente está seguro.

miércoles, 12 de enero de 2011

Francisco de Quevedo


En este mes de rebajas y consumismo desproporcionado,
no he podido resistirme a poner este poema de
Francisco de Quevedo
En estos momentos de crisis,
quizá deberíamos de acordarnos
de los ni siquiera pueden pensar en rebajas.





Poderoso caballero es don Dinero


Madre, yo al oro me humillo,
él es mi amante y mi amado,
pues de puro enamorado
de continuo anda amarillo.
Que pues doblón o sencillo
hace todo cuanto quiero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Nace en las Indias honrado,
donde el mundo le acompaña;
viene a morir en España,
y es en Génova enterrado.
Y pues quien le trae al lado
es hermoso, aunque sea fiero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Es galán, y es como un oro:
tiene quebrado el color;
persona de gran valor,
tan cristiano como moro;
que pues da y quita el decoro
y quebranta cualquier fuero,
poderoso caballero
es don dinero.

Son sus padres principales,
y es de nobles descendiente,
porque en las venas de Oriente
todas las sangres son reales.
Y pues es quien hace iguales
al duque y al ganadero,
poderoso caballero
es don Dinero.

Por importar en los tratos
y dar tan buenos consejos
en las casas de los viejos
gatos le guardan de gatos;
y, pues él rompe recatos
y ablanda al juez más severo,
poderoso caballero
es don dinero.

Nunca vi damas ingratas
a su gusto y afición,
que a las caras de un doblón
hacen sus caras baratas;
y pues hace las bravatas
desde una bolsa de cuero,
poderoso caballero
es don dinero.

miércoles, 5 de enero de 2011

Rubén Darío




Esta noche llegan los reyes magos.
Niños y mayores les esperamos con ansía.
Y esta noche en lugar de golosinas
les dejo con todo cariño,
este poema de Rubén Darío





Los tres Reyes Magos

-Yo soy Gaspar. Aquí traigo el incienso.
Vengo a decir: la vida es pura y bella.
Existe Dios. El amor es inmenso.
¡Todo lo sé por la divina Estrella!

-Yo soy Melchor. Mi mirra aroma todo.
Existe Dios. Él es la luz del día.
La blanca flor tiene sus pies en lodo.
¡Y en el placer hay la melancolía!

-Yo soy Baltasar. Traigo el oro. Aseguro
que existe Dios. Él es el grande y fuerte.
Todo lo sé por el lucero puro
que brilla en la diadema de la Muerte.

-Gaspar, Melchor y Balsatar, callaos.
Triunfa el amor, y a su fiesta os convida.
Cristo resurge, hace la luz del caos
y tiene la corona de la Vida.



lunes, 20 de diciembre de 2010

Arturo Benavides

Aquí os traigo este bello poema de Arturo Benavides

como regalo de navidad.
Con unas hermosas palabras que nos harán reflexionar y quizá
hasta ver la vida de otra manera.

Desiderata


Camina placido entre el ruido y la prisa; y piensa en la paz
Que se puede encontrar en el silencio.
En cuanto sea posible y sin rendirte, manten buenas relaciones
Con todas las personas.
Enuncia tu verdad en una manera serena y clara;
Y escucha a los demas, incluso al torpe e ignorante,
Tambien ellos tienen su propia historia.
Esquiva a las personas ruidosas y agresivas,
Pues son un fastidio para el espiritu.
Si te comparas con los demas te volveras vano y amargado;
Pues siempre habran personas mas grandes y mas pequenas que tu.
Disfruta de tus exitos lo mismo que de tus planes;
Manten el interes en tu propia carrera, por humilde que sea;
Ella es un verdadero tesoro en el cambiar de los tiempos.
Se cauto en tus negocios, pues el mundo esta lleno de engaños;
Mas no dejes que esto te vuelva para la virtud que existe;
Hay muchas persona que se esfuerzan por alcanzar nobles ideales;
La vida esta llena de heroismo.
Se sincero contigo mismo, en especial no finjas el afecto,
Y no seas cinico en el amor, pues en medio de todas las arideces
Y desengaños es perenne como la hierba;
Acata docilmente el consejo de los años,
Abandonando con donaire las cosas de la juventud.
Cultiva la firmeza de el espiritu para que te proteja
En las adversidades repentinas.
Muchos temores nacen de la fatiga y la soledad.
Sobre una sana disciplina, se benigno contigo mismo.
Tu eres una criatura del universo;
No menos que las plantas y las estrellas,
Tienes derecho a existir, y sea que te resulte claro o no,
Indudablemente el universo marcha como debiera.
Por eso debes estar en paz con dios, cualquier que sea tu idea de el;
Y sean cualquiera tus trabajos y aspiraciones
Conserva la paz con tu alma; en la bullisiosa confusion de la vida.
Aun con toda su farsa, penalidades y sueños fallidos
El mundo es todavia hermoso; se cauto y esfuerzate por ser feliz.

jueves, 16 de diciembre de 2010

Barattini Pablo


Me gusta mucho este poeta Chileno,
y hacía tiempo que lo había dejado olvidado
Os dejo uno de sus poemas , espero que os guste





DÓNDE


¿Dónde habré dejado la alegría?.

"Esto de ser desmemoriado".

Sé que la tuve alguna vez,

la sentí...embriagarme con su canto.

Sé y estoy seguro que así fue,

pero

dónde quedó,

"lo he olvidado"

Han sido tantas cosas extraviadas

entre hojas, poemas y cuadernos,

entre cielos, purgatorios,

entre infiernos;

en este caminar desordenado.

¿Dónde habré dejado la alegría?

La necesito

solo un momento,

la quiero...

la quiero ahora que tú has vuelto.

¿Pero, qué te puedo dar

si no la encuentro?

lunes, 13 de diciembre de 2010

luis Alberto de Cuenca




Nocturno

Apagaste las luces y encendiste la noche.
Cerraste las ventanas y abriste tu vestido.
Olía a flor mojada. Desde un país sin límites
me miraban tus ojos en la sombra infinita.

¿Y a qué olían tus ojos? ¿Qué perfume de oro
y de agua limpia y pura brotaba de tus párpados?
¿Que invisible temblor de cristales de fuego
agitaba la seda lunar de tus pupilas?

Recamaste la almohada con hilos de azabache.
Tejiste sobre el sueño un velo de blancura.
Eras la rosa pálida tiñéndose de rojo,
la rosa del veneno que devuelve la vida.

La blusa, el abanico, una pluma violeta,
el broche con la perla y el diamante en el pecho.
Todo abierto y en paz, transparente y oscuro,
sin dolor, navegando rumbo a tus manos frías.

domingo, 12 de diciembre de 2010

Mario Benedetti

La culpa es de uno


Quiza fue una hecatombe de esperanzas
un derrumbe de algun modo previsto
ah pero mi tristeza solo tuvo un sentido

todas mis intuiciones se asomaron
para verme sufrir
y por cierto me vieron

hasta aqui habia hecho y rehecho
mis trayectos contigo
hasta aqui habia apostado
a inventar la verdad
pero vos encontraste la manera
una manera tierna
y a la vez implacable
de desahuciar mi amor

con un solo pronostico lo quitaste
de los suburbios de tu vida posible
lo envolviste en nostalgias
lo cargaste por cuadras y cuadras
y despacito
sin que el aire nocturno lo advirtiera
ahi nomas lo dejaste
a solas con su suerte
que no es mucha

creo que tenes razon
la culpa es de uno cuando no enamora
y no de los pretextos
ni del tiempo

hace mucho muchisimo
que yo no me enfrentaba
como anoche al espejo
y fue implacable como vos
mas no fue tierno

ahora estoy solo
francamente
solo

siempre cuesta un poquito
empezar a sentirse desgraciado

antes de regresar
a mis lobregos cuarteles de invierno

con los ojos bien secos
por si acaso

miro como te vas adentrando en la niebla
y empiezo a recordarte.








jueves, 2 de diciembre de 2010

Manuel Maria Flores

En un día de frío como hoy,
os dejo este poema de Manuel María Flores



FRÍO

(Cuento Bohemio)

La tarde era triste,
la nieve caía,
su blanco sudario
los campos cubría;
ni un ave volaba,
ni oíase rumor.

Apenas la nieve
dejando su huella,
pasaba muy triste,
muy pálida y bella,
la niña que ha sido
del valle la flor.

Llevaba en el cinto
su pobre calzado;
su hermano pequeño
que marcha a su lado
le dice: —«No sienten
la nieve tus pies?»

«Mis pies nada sienten»
—responde con calma—
«el frío que yo siento
lo llevo en el alma;
y el frío de la nieve
más duro no es».

Y dice el pequeño
que helado tirita:
—«¡Más frío que el de nieve!...
¿Cuál es, hermanita?
¡No hay otro que pueda
decirse mayor!...»

—«Aquel que de muerte
las almas taladre;
aquel que en el alma
me puso mi madre
el día que a mi esposo
me unió sin amor».




lunes, 15 de noviembre de 2010

PABLO NERUDA


Tu risa


Quítame el pan si quieres
quítame el aire, pero
no me quites tu risa.

No me quites la rosa,
la lanza que desgranas,
el agua que de pronto
estalla en tu alegría,
la repentina ola
de planta que te nace.

Mi lucha es dura y vuelo
con los ojos cansados
a veces de haber visto
la tierra que no cambia,
pero al entrar tu risa
sube al cielo buscándome
y abre para mí todas
las puertas de la vida.

Amor mío, en la hora
más oscura desgrana
tu risa, y si de pronto
ves que mi sangre mancha
las piedras de la calle,
ríe, porque tu risa
será para mis manos
como una espada fresca.

Junto al mar en otoño,
tu risa debe alzar
su cascada de espuma,
y en primavera, amor,
quiero tu risa como
la flor que yo esperaba,
la flor azul, la rosa
de mi patria sonora.

Ríe de la noche
del día, de la luna,
ríete de las calles
torcidas de la isla,
ríete del torpe
muchacho que te quiere,
pero cuando yo abro
los ojos y los cierro,
cuando mis pasos van,
cuando vuelven mis pasos,
niégame el pan, el aire,
la luz, la primavera,
pero tu risa nunca
porque me moriría.

viernes, 29 de octubre de 2010

William Shakespeare


TU CAPRICHO Y TU EDAD, SEGÚN SE MIRE...


Tu capricho y tu edad, según se mire,
provocan tus defectos o tu encanto;
y te aman por tu encanto o tus defectos,
pues tus defectos en encanto mudas.

Lo mismo que a la joya más humilde
valor se da en los dedos de una reina,
se truecan tus errores en verdades
y por cosa legítima se tienen.

¡Cómo engañara el lobo a los corderos,
si en cordero pudiera transformarse!
Y ¡a cuánto admirador extraviarías,
si usaras plenamente tu prestigio!

Mas no lo hagas, pues te quiero tanto
que si es mío tu amor, mía es tu fama.

sábado, 16 de octubre de 2010

María Cristina Orantes

Hoy leyendo poemas por la red, he descubierto
este poema "denuncia" que me ha impactado
No conocía a esta escritora pero creo que la añadiré
a mi lista de lectura obligada.
Tomemos un minuto y recapacitemos sobre nuestras vidas.
Preguntémonos a donde nos lleva,
y que dejaremos en ella.




Dos mil años después


A las puertas de un siglo,
dos mil años después de los milagros
seguimos repitiendo las parábolas
y por el mismo camino, seguimos caminando.
dos mil años después hemos probado todo:
peeling, liposucción, bisturí mágico
que retrocede el tiempo sobre la piel
y la carroña que por dentro llevamos?
nadie ha inventado la cura milagrosa
para limpiar las manos de aquel que vende muerte
vestida de etiqueta en papelitos blancos.
Y el verdadero Dorian que vive en nuestro pecho
se sigue alimentando...
Conocimos la luna y fuimos más allá
pero aún no sabemos de donde es que venimos
ni para donde vamos.
Dos mil años después seguimos como entonces
Esperando...

martes, 21 de septiembre de 2010

OCTAVIO PAZ


Que mejor manera de recibir el otoño
que con un hermoso poema


En llamas, en otoños incendiados,
arde a veces mi corazón,
puro y solo. El viento lo despierta,
toca su centro y lo suspende
en luz que sonríe para nadie:
¡cuánta belleza suelta!

Busco unas manos,
una presencia, un cuerpo,
lo que rompe los muros
y hace nacer las formas embriagadas,
un roce, un son, un giro, un ala apenas;
busco dentro mí,
huesos, violines intocados,
vértebras delicadas y sombrías,
labios que sueñan labios,
manos que sueñan pájaros...

Y algo que no se sabe y dice «nunca»
cae del cielo,
de ti, mi Dios y mi adversario.

martes, 31 de agosto de 2010

Francisco Alvarez Hidalgo




Por derecho


Si amas a una mujer, dijo el poeta,
no abraces el silencio, dilo a gritos;
desbórdesete el alma en tus escritos,
y divúlgalo a tono de trompeta.

Surja su nombre en vuelo de saeta
del umbral de la boca, y en grafitos
repueble cada muro en los distritos
que esta ciudad en blanco nos decreta.

Sea invasión de espacios que, si ajenos,
se los apropie a madrigal o a truenos,
que por amor adquiere mayorazgo.

Y si alguien a tal título objetara,
responde que tu cédula se ampara
en el derecho de primer hallazgo.

domingo, 15 de agosto de 2010

Enrique de Mesa

Me acercaré a tu espalda con ternura
reclinando en el hombro mi barbilla,
rozaré suavemente tu mejilla,
y anudarán mis brazos tu cintura.






Erótica

Cayó sobre tu espalda
la llama de tu pelo
quemó la blancura
su ondulación de fuego.


Entre los áureos rizos,
por el amor deshecho,
yo vi calientes, húmedos,
brillar tus ojos negros.


Sin desmayas, erguidos,
redondos, duros, tersos,
temblaron los montones
de nieve de tus pechos.


Y de amor encendida,
estremecido del cuerpo,
con amorosa savia
sus rosas florecieron.


El clavel de tus labios
brindaba miel de besos
y fue mi boca ardiente
abeja de sus pétalos.


De la crujiente seda,
que resbalara al suelo,
emergió su blancura
tu contorno supremo.


Y al impulso movido
de ardoroso deseo,
se cimbró entre mis brazos
y quedó prisionero.


Me abrasaban tus ojos,
me quemaba tu aliento,
y apagó las palabras
el rumor de los besos...

miércoles, 4 de agosto de 2010

Tu aliento es el aliento de las flores,

tu voz es de los cisnes la armonía;

es tu mirada el esplendor del día,

y el color de la rosa es tu color.

Tú prestas nueva vida y esperanzaa un corazón para el amor ya muerto:

tú creces de mi vida en el desierto como crece en un páramo la flor

BÉCQUER.

lunes, 26 de julio de 2010

Francisco Alvarez Hidalgo


Todo entero soy un beso inesperado,
todo entero soy un beso inextinguible,
toda entera me pareces imposible,
toda entera, y adherida a mi costado.

KISSES Pictures, Images and Photos

Un beso
Un beso entre las sábanas perdido:
¡Qué revuelo de amor!, ¡qué jugueteo!
Pájaro cuyo errático aleteo
roza mis ramas de álamo caído.

Ni color, ni presteza, ni chasquido,
lasciva pluma en leve serpenteo,
silencioso, invisible, en merodeo
de las oscuras zonas del sentido.

No sé quién lo soltó, mas lo sospecho
por las rutas que sigue sobre el lecho,
las mismas que alguien recorriera un día.

Improvisado mapa que este beso
repite hoy con espíritu travieso…,
¿o es mi deseo envuelto en picardía?

miércoles, 21 de julio de 2010

Jorge Luis Borges

Hoy dedico mi poema al día de la amistad
Gracias a los amigos de este blog he descubierto que existe este día.
En España no se celebra, pero quisiera en lo posible fomentarlo.
Por lo menos dejar mi pequeño granito de arena a través de este blog.


Después de muchos años y del paso de muchas personas por mi vida,
tuve la suerte de encontrar a un verdadero amigo,
una persona que siempre esta a mi lado.
Al hombre de mi vida, Raúl mi marido.
No es solo mi compañero en este viaje,
si no también mi mejor amigo.
A todos mis nuevos amigos y en especial a él,
va dedicado este poema
Silvia





Carta a un amigo

No puedo darte soluciones
para todos los problemas de la vida,
ni tengo respuestas para tus dudas o temores,
pero puedo escucharte y buscarlas junto a ti.

No puedo cambiar tu pasado ni tu futuro.
Pero cuando me necesites, estaré allí.

No puedo evitar que tropieces.
Solamente puedo ofrecerte mi mano
para que te sujetes y no caigas.

Tus alegrías, tu triunfo y tus éxitos no son míos.
Pero disfruto sinceramente cuando te veo feliz.

No juzgo las decisiones que tomas en la vida.
Me limito a apoyarte,
a estimularte y a ayudarte si me lo pides.

No puedo impedir que te alejes de mí.
Pero si puedo desearte lo mejor
y esperar a que vuelvas.

No puedo trazarte límites
dentro de los cuales debas actuar,
pero sí te ofrezco el espacio necesario para crecer.

No puedo evitar tus sufrimientos
cuando alguna pena te parte el corazón,
pero puedo llorar contigo
y recoger los pedazos para armarlo de nuevo.

No puedo decirte quién eres ni quién deberías ser.
Solamente puedo quererte como eres y ser tu amigo.